Hoy día sólo hay una cosa permanente, el cambio. Y el cambio es la norma fija en el mundo de la comunicación y el marketing. Y de mostrarte ideas que lo cambian todo, va este blog.

Cerebro de repuesto.

Corazón de repuesto. Ojos de repuesto. Cerebro de repuesto.

Para esos recuerdos que se despiertan en medio de la noche y se van. Para esos insomnios que se ocultan tras la oscuridad. Para ese olvidar constante que pide perdón y se escapa por la ventana buscando a otra víctima. Juramos no mencionarnos hasta olvidar nuestros nombres. Juramos no descubrir lo que callan tus silencios. Juramos no soñarnos más en nuestros insomnios.

Recuerdo en llamas haz cenizas el Alzheimer .

Las ideas son seres vivos.

La idea nace, crece, se reproduce y vuelve a nacer.

La idea es líquida. Fluye.  Sube y baja como una montaña rusa. Las ideas están viva. Son las hacedoras de sueños y deshacedoras de los nudos dormidos del pensamiento. Bordan la dureza del día a día y dibujan en esos miradas dislocadas una gran sonrisa. Aletean de impaciencia y alegría. Doman a las piedras del aburrimiento. Arrancan hiedras a las partituras de la monotonía. Ladran al llanto. Las ideas se encuentran debajo de las palabras respirando tu aliento. Confundidas. Pequeñitas. Frágiles. Calientes.

Tiramos de su cordón umbilical para que nazcan, crezcan, se reproduzcan y vuelvan a nacer.

Odio la publicidad.

Odio la publicidad. Bendita la no publicidad.

Odio lo bueno, bendigo lo mejor. Odio ese país de las primeras veces, bendita sensación. Odio ese lugar llamado creatividad, bendito lugar. Odio esas sombras que se despiertan en la noche para dejarnos en blanco. Odio esos cafés que simulan estar dormidos. Odio la teoría del 10 foot to 10 inch experience. Odio la ultraconexión, bendito el tener en on el botón de off más que de vez en cuando. Odio los consumidores y bendigo a los prosumidores. Odio tener las ideas en el cajón del olvido. Odio el coger la regla para medirse el ego y bendecimos la regla de hacer sentir importante al receptor en cada acción. Odio el socialmemiconmigo media. Odio el click por el click. Odio el advertising y bendigo el advertainment, advergainment, artvertising, tryvertising y subvertising.

Odio el storytelling y bendigo el storymaking.

Odio este spot. Bendito este spot "I Hate Tailand".

El primer paso de cebra que cambia sus colores.



Hay ideas que parecen imposibles hasta que se hacen.

Ideas diferentes que nacen pequeñas. Frágiles. Van cogiendo fuerza y crecen alimentadas por la ilusión y el aliento de todos los que confían en ellas. Dependíamos de muchos factores, aprobaciones, filtros, filtraciones a medios, permisos, la seguridad vial, el tiempo, la temperatura del asfalto.

La idea pudo con todo eso y más para hacerse Real.

22 de noviembre de 2014, Wiko, fabricante de smartphones y patrocinador oficial de la S.D. Eibar, da un paso histórico. Realiza una llamada a la afición nunca antes vista con motivo de la visita del Real Madrid. Preparamos la ciudad para defender sus colores creando los primeros pasos de cebra que cambian el blanco por los colores del club de su ciudad.

Una idea original y muy Real. Una acción repleta y feliz en la que todos ganan. 

Los medios atendieron a la llamada que realizamos con una sonrisa de todos los colores. Realizamos un envío de marketing directo invitándoles a dar el paso. Enviamos una carta con las fotos de google maps con los pasos de cebraciones y dos rotuladores, azul y granate para que transmutaran esas franjas blancas o no.

Una pequeña idea para el equipo más grande del mundo. 

#DefiendeTusColores la última acción copylotoandco



Redactor creativo en 11 pasos

1. Cuando tengas algo que decir dilo, cuando no también. Piensa, crea, escribe, redacta siempre.

2. No escribas nunca para ti. Hazlo para los demás. Los demás siempre hacen justicia y uno se puede engañar.

3. No olvides nunca esto: en redacción no hay nada escrito.

4. Hay titulares de 20 palabras que son cortos y de 5 que son largos. Lo que puedas decir con 100 con cien. Lo que con una, con una. No emplees jamás el término medio, así, jamás escribas nada con cincuenta palabras.

5. Ser redactor creativo no es un arte, es artesanía ya que siempre parte de un encargo. No pienses que estás escribiendo la fórmula contra el cáncer. Humildad.

6. Aprovecha las noches de insomnio para abrir las ventanas y airear tus sueños. Aprovecha esos sueños que duermen en el departamento de objetos perdidos. Despierta.

7. ¿Cuántos fracasos son un éxito? No persigas el éxito. El éxito acaba con muchos de los grandes. Procúrate un buen fracaso de vez en cuando, es el camino hacia el éxito. Y es inevitable.

8. Cree en ti. Cree en tus ideas. Nace frágiles pero se alimentan de tu convicción. Hazlas grandes a base de trabajo, ganas y la gente que te rodea. Y a la vez que crees en ti, duda de ti. Y cuando sientas esas dudas creerás todavía más en ti. Palabra. En las ganas está el talento muchas veces.

9. Haz que el receptor al ver tu idea se sienta más inteligente que tú.

10. Si buscas resultados diferentes y sigues haciendo las mismas cosas no va a funcionar. Es la definición de locura de Einstein: Loco es aquel que siempre hace lo mismo y busca un resultado diferente.

11. Las historias nacen en ti. Asómate al fondo de tus ojos. Busca esa historia que te está esperando a ser contada. No pares hasta dar con ella. Tiene ganas de salir del anonimato. Cuenta historias que sirvan para mejorar este mundo, que provoquen la interactividad con la gente, que te puedas identificar con ellas y que se amplifiquen por el propio peso de la idea.

El decálogo del storytelling

Dejemos que las historias sean las que nos escriban a nosotros. Comienza por tatuar en tu pensamiento estos 10 puntos. Es el storytelling o el cuenta cuentos de toda la vida, y es ahora.

1. Empieza siempre por el final. Reflexiona. Planifica. Estrategia antes de contar o pensar en contar algo. Las historias maravillosas existen y simplemente te están esperando agazapada en la esquina del pensamiento.

2. Contar tu historia es saber guardar un secreto. No diremos más.

3. El excesivo desarrollo de la historia puede llevar a su asfixia.

4. No presentes tu historia, simplemente haz que actúe.

5. Cuida las atmósferas. La mirada que tengas sobre las cosas es tan importante como las mismas cosas que sucedan.

6. El lirismo contenido es magia. El lirismo sin freno, trucos. Contente en tu irrefrenables ganas de desplegar toda la purpurina y celofán.

7.La voz del que habla tiene tanta importancia que no debe notarse. Habla sin ser escuchado.

8.La frase corta es la ideal. Corregir. Tacha. Reducir. Reducir. Reducir.

9. El talento es el ritmo. La puntación es fundamental. Y punto.

10. Saber callar a tiempo es sinónimo de contar bien tu historia. La magia reside en no mostrarlo to.

 

La creatividad es un lugar.

Y bien podría encontrarse en ese país de gigantes. En ese lugar de ideas que no caben en nuestra cabeza. Mentes que trabajan los 24 días de la semana las 365 horas al día. Personas que a base de disciplina y entusiasmo construyen sus sueños y no dejan que otros se los construya. Quienes abren las ventanas para que el viento se lleve el insomnio. Creativos que transmutan lo trivial en algo extraordinario.

Disparan en el centro del silencio con hechos más que con palabras. Traen regalos en sus ideas y saben que todo es construible y destruible. Saben que no son aquellos tiempos pasados o que no eso tan mágico que está por venir. Es el ahora y es uno mismo. Tienen tiempo para invitarte a dar un paso al origen. También saben que en el origen todo es regreso.

La creatividad es volver a mirar las cosas por primera vez. Como cuando éramos pequeños. Cuando habitábamos constantemente en ese lugar llamado creatividad y se nos ocurrían las cosas más grandes.

Os dejamos con las imágenes del País de los gigantes, Islandia, un caso real. Le dan una vuelta al clásico diseño de torres eléctricas para convertir lo ordinario en algo extraordinario. Enormes choi+shine.

Mf Pylon Backdrop 4


Pylon